Notables avances en la detección precoz del cáncer de pulmón

13 Jan 2015 Noticias

 

Surge como resultado de los amplios progresos tecnológicos y científicos. El de pulmón es el cáncer que, sin distinción de sexos, mayor mortalidad genera, y que en la Argentina tiene una incidencia por encima de los 10 mil casos.

 

El Cáncer de Pulmón es una enfermedad que tradicionalmente tiene muy mal pronóstico. Sin distinción de sexos, resulta el que mayor mortalidad genera. Y en nuestro país, tiene una incidencia de 10.296 casos. Sin embargo, los progresos en la lucha contra la enfermedad durante los últimos años superan los alcanzados en un siglo.

 

La posibilidad de poder detectar ahora un mayor número de pacientes en estadios tempranos -etapa en la que la enfermedad puede ser curable-, y de alcanzar su cronficación en los casos más avanzados, constituyen un hecho impensado hasta hace muy poco tiempo.

 

Mejor tecnología, más cura.

En el Cáncer de Pulmón, el consumo de tabaco incide, al menos, en un 85 % de los casos. Debido a lo asintomática que en muchas casos resulta la enfermedad en sus estadios tempranos, los pacientes suelen acudir al especialista tardíamente, presentando ya un desarrollo muy avanzado de la problemática. Sin embargo, “el extraordinario avance tecnológico en materia de imágenes: radiografías simples, tomografías computadas y más recientemente PET-CT, permiten detectar patologías pulmonares casi en sus comienzos, modificando sustancialmente la manera de enfrentar la enfermedad”, afirma el Dr. Moisés Rosenberg, jefe de Cirugía Torácica del Instituto Alexander Fleming.

 

El mismo especialista sostiene que “en los últimos años se ha dado vuelta una página en la historia del Cáncer de Pulmón. Gracias a esta evolución, cada vez encontramos más pacientes con estadios tempranos cuyos tratamientos resultan generalmente más sencillos y exitosos”.

 

Que el paciente realice su consulta a tiempo para lograr detectar la enfermedad en un estadio precoz -es decir, antes de que el tumor supere en volumen los dos centímetros-, permite “el empleo de técnicas quirúrgicas menos agresivas y que entregan buenas expectativas de alcanzar una cura definitiva”, expresa el Dr. Rosenberg. Y agrega a modo de recomendación: “En aquellos individuos fumadores que consuman o hayan consumido más de 7 cigarrillos diarios durante más de 5 años, la consulta anual debería ser una conducta a seguir a partir de los 50 años de edad. Si bien aquellas personas que nunca fumaron no están libres de padecer un Cáncer de Pulmón, la relación en cuanto a incidencia entre fumadores y no fumadores es de aproximadamente 10 a 1”.

 

Hacia la cronificación del Cáncer de Pulmón

A pesar de dicho avance en la detección precoz, más del 50 % de casos de Cáncer de Pulmón se siguen detectado en un estadio avanzado de la enfermedad, cuando ya se registran metástasis en otras regiones del cuerpo (con frecuencia, en cerebro, huesos, glándula suprarrenal y pleura).

 

Sin embargo, es por demás importante destacar que la supervivencia promedio ha venido aumentado sensiblemente gracias a la implementación de terapias dirigidas mediante tratamientos moleculares, así como por el uso de nuevas drogas que permiten identificar al tumor. Esta notable evolución ha dado paso, en casos particulares, a la cronificación de la enfermedad, un hecho impensado menos de una década atrás.

 

En ese sentido, el Dr. Claudio Martín, jefe de Oncología Torácica del Instituto Alexander Fleming, asevera que “las terapias personalizadas en Cáncer de Pulmón avanzado con metástasis han revolucionado a la enfermedad en los últimos años. Estas permiten detectar en un grupo de pacientes, cuál es la vía que conduce al tumor, y así comenzar a trabajar con el objetivo de cronificarlo. Hasta hace muy poco, se apostaba a interrumpir todas las vías posible por donde el tumor podía conducirse con más o menos efecto, en cambio, con el surgimiento de las terapias personalizadas, ahora se intenta detectar por dónde se conduce ese trafico y así interrumpirlo, alcanzando efectos positivos muy importantes”.

 

Esos tratamientos dirigidos contra estos blancos moleculares transforman en muchos casos a una enfermedad con pronóstico negativo a corto plazo, en una en la que la supervivencia puede llegar a triplicarse o multiplicarse por cuatro. “Las terapias dirigidas, y la inmunoterapia con drogas, han logrado en muchos paciente cronificar la enfermedad -afirma Martín-. Esto era algo imposible hace poco tiempo, y sin dudas se está revolucionando la lucha contra la enfermedad. Si bien en muchos tumores aún no se logran detectar los trastornos moleculares, o bien no hay una terapia dirigida para ellos, diversas investigaciones continúan adelante intentando sean capaces de accionar mecanismo antitumorales. Se trata de nuevas esperanzas que permiten desterrar el concepto de que el Cáncer de Pulmón es igual a muerte. Ya no es así”, afirma el Dr. Martín.

 

Medio: Terra.

Search

+